Ley Humanitaria o ley de Apoyo Humanitario ¿la conoces? ¿Aún no has oído hablar de ella? Te contamos los puntos más importantes que debes saber.

 

La Ley Humanitaria fue aprobada este 15 de mayo de 2020 y su objetivo es luchar contra las adversidades que ha generado la aparición del coronavirus en Ecuador, especialmente, después de la declaración de la emergencia sanitaria.

¿En qué consiste la Ley Humanitaria?

Son una serie de medidas que tienen como finalidad ayudar a enfrentar una crisis emergente que ha golpeado al Ecuador con la llegada del COVID-19. Con la aplicación de estas, se pretende aliviar la presión social para sobrellevar la cuarentena y evitar los posibles despidos de los trabajadores.

¿Cuáles son los puntos que se deben destacar de la Ley de Apoyo Humanitario?

1.- Contribuciones “fuera”.

Fueron eliminadas las contribuciones temporales y únicas, tanto para los trabajadores como para las empresas.

2.- Será ampliado el porcentaje de becas en un 10 %.

Los estudiantes matriculados regulares, en instituciones particulares, verán ampliadas en un 10 % adicional el porcentaje de las becas establecido en el artículo 77 de la Ley Orgánica de Educación Superior.

3.- No habrá suspensiones por el retraso justificado de los pagos de las pensiones educativas.

Mientras dure el estado de emergencia no se podrá obstaculizar la asistencia, registro de asistencia y evaluación, en todos los niveles educativos, como consecuencia del retraso en el pago de las pensiones mensuales educativas

4.- No se permitirán los desahucios en materia de inquilinato.

Esta medida está vigente desde que se implementó el estado excepción y continuará estándolo mientras éste dure.

5.- No habrá incremento de las tarifas sobre los servicios básicos.

Se prohíbe el aumento de los precios de los servicios básicos, incluyendo los de internet y telecomunicaciones, mientras dure el estado de emergencia y hasta un año después del mismo.

Se deberán refinanciar las deudas y no podrán suspenderse los servicios por falta de pago.

6.- Reducción de un 10 % sobre el valor total de consumo del servicio de electricidad.

Esta reducción será aplicable en los meses de marzo, abril, mayo y junio de 2020 y va dirigido a los quintiles 1 y 2 de pobreza.

También existirá rebaja en los cargos por energía en las horas de menor consumo. Esto con el objetivo de ayudar en la reactivación de los sectores productivos.

7.- Se prohíbe la terminación o suspensión de pólizas de salud por mora.

Esto es con relación a los seguros y medicina prepagada. Asimismo, habrá una extensión de cobertura por parte del IESS y facilidades de pago a la Seguridad Social.

8.- Aplicación de Créditos Productivos de rápido desembolso.

Estos créditos tendrán condiciones especiales, gozarán de períodos de gracia, plazos de pago amplios y tasas de interés preferenciales.

9.- Revisión de las tasas de interés y reprogramación de pagos.

La Junta de Política Monetaria y Financiera deberá llevar a cabo una revisión de las tasas de interés, así como realizar una reprogramación de pago de las cuotas por obligaciones con entidades del sistema financiero nacional y no financiero.

También, se realizará la reprogramación de la revisión y matriculación vehicular, establecimiento y fijación de precios de consumo popular y del pago de las cuotas de seguro.

10.- Manejo de deudas.

Los deudores podrán suscribir acuerdos con sus acreedores en los que se establezcan condiciones, plazos, reducción o reestructuración de las obligaciones pendientes.

Con relación a las empresas, y para que éstas no cierren sus puertas, se estipularán mecanismos de ayuda como: la suspensión de procesos coactivos y judiciales, así como las intervenciones en su contra.

11.- Adopción de mecanismos para evitar la evasión de impuestos.

Con esto se busca, disminuir la evasión y elusión de impuestos por parte de los contribuyentes, así como la optimización de recaudos de ingresos al fisco.

12.- Tasa de interés y plazo preferencial para el crédito educativo.

En tal sentido, se mejorarán las condiciones actuales para las entidades públicas financieras, de economía popular y solidaria.

13.- Se extenderán contratos a los médicos que han prestado sus servicios durante la emergencia sanitaria en calidad de posgradistas autofinanciados y becados.

Serán considerados médicos en funciones hospitalarias en formación y suscribirán un contrato de servicios ocasionales con el Ministerio Rector de Salud o con el IESS y sus respectivas redes complementarias, con una remuneración correspondiente a la Categoría de Médico General en Funciones Hospitalarias.

14.- Suspensión y refinanciamiento de las cuotas mensuales de los préstamos hipotecarios que los afiliados, jubilados y beneficiarios de montepío mantienen con la seguridad social.

Las acciones necesarias para poner en ejecución este paso, serán realizadas por el Consejos Directivo del IESS, dentro de los 10 días posteriores a la entrada en vigor de esta ley.

ley humanitaria ecuador

¿Qué cambios plantea la Ley Humanitaria a nivel laboral?

Con la intención de flexibilizar el mercado laboral en medio de la crisis, la ley de Apoyo Humanitario establece:

1.- Se podrá reducir el salario.

Con el objetivo de preservar el puesto de trabajo, el empleador y el empleado podrán llegar a un acuerdo en el que se modifiquen las condiciones económicas de la relación laboral.

Estos acuerdos deberán llevarse a cabo de forma individual y no de forma colectiva, y tendrán que suscribirse en el Ministerio del Trabajo.

No se podrán hacer despidos dentro del primer año de vigencia del acuerdo, y si éste existiese, se indemnizará al trabajador teniéndose en cuenta la última remuneración percibida antes de que se ejecutará el acuerdo.

2.- Existen condiciones que deben darse para que pueda haber una reducción del sueldo del trabajador.

– El empleador deberá mostrar los estados financieros al trabajador.

– No existirá repartición de utilidades entre los accionistas de la empresa mientras dure el acuerdo.

– Si existe mayoría de aceptación de los trabajadores para aplicar el acuerdo, el resto de los trabajadores que no estaban de acuerdo, igualmente deberán suscribirse.

– En el caso de que no se llegue a ningún acuerdo, el empleador tendrá la potestad de liquidar al trabajador.

3.- Duración del contrato de emergencia durará 2 años, con posibilidad de extenderlo por 2 años más.

Con este contrato la jornada laboral podrá ser parcial (4 horas) o completa (8 horas), distribuidas en un máximo de 6 días a la semana. No pudiendo sobrepasarse las 8 horas de trabajo.

Los beneficios serán proporcionales a las horas trabajadas.

Al finalizar el contrato, o si la terminación se da antes de que llegue a la fecha acordada, el trabajador tendrá derecho a:

  • Pago de remuneraciones pendientes.
  • Bonificación por desahucio.
  • Demás beneficios estipulados en el Código de Trabajo.

Por su parte, si la relación laboral se mantiene luego de haber expirado el contrato de emergencia, el contrato pasará a considerarse como indefinido.

Este contrato será para nuevos emprendimientos y nuevas líneas de negocios.

4.- Se puede dar una reducción de la jornada laboral a la mitad.

Si por causas de fuerza mayor es necesario reducir la jornada laboral a la mitad, la remuneración no podrá ser menor al 55 % de la que tenía el trabajador antes de que se diera el estado de emergencia.

En tal sentido, los aportes a la seguridad social se harán de acuerdo con la jornada reducida.

Esto podrá aplicarse por 2 años y extenderse, por una única vez, por 2 años más.

En el caso de que se realicen despidos, las liquidaciones corresponderán con el último sueldo percibido por el trabajador antes de la entrada en la emergencia sanitaria.

5.- Las vacaciones serán decididas por el empleador.

Durante el período de 2 años, los empleadores podrán decidir de forma unilateral cuándo tendrá vacaciones el trabajador, así como podrá cambiar los días de inasistencia al trabajo como vacaciones devengadas.

ATENCION: Esta ley fue establecida recientemente, por lo que es muy probable que se hagan, en el transcurso de los próximos días, algunas modificaciones.

Te recomendamos estar pendiente de su desarrollo.

Fuente:

El Comercio 

Expreso