La Cromoterapia… El uso del color para recuperar tu equilibrio

///La Cromoterapia… El uso del color para recuperar tu equilibrio

La Cromoterapia… El uso del color para recuperar tu equilibrio

Por | 2018-04-09T16:44:36+00:00 abril 9, 2018|Prevención y cuidados|Sin comentarios
¿Sabes qué es la cromoterapia y cómo puede ayudarte a recuperar tu equilibrio tanto físico como emocional? ¡Si te gusta experimentar las terapias alternativas, entonces este artículo es para ti!

 

La Cromoterapia es considerada una herramienta o terapia alternativa que reúne aportaciones de la metafísica, la psicología, el arte, la física y la medicina para crear un patrón de actuación frente a las alteraciones que se pudieran producir en el cuerpo humano, utilizando el espectro cromático (colores) para lograr su sanación. O dicho más fácil consiste en el uso de los colores para curar enfermedades o restaurar el equilibrio tanto físico como emocional y energético de nuestro cuerpo.

 

Todo a nuestro, alrededor incluidos nosotros mismos, estamos formados de moléculas que se mueven y vibran en una determinada frecuencia. Mientras lees este texto, lo que ven tus ojos en realidad son combinaciones de fotones de luz vibrando en diferentes longitudes de ondas y tu cerebro las interpreta como colores y/o texto. La cromoterapia se basa en este principio, el cuerpo humano tiene una vibración cuando está sano y otra diferente cuando está enfermo, por lo que aplicando la luz de colores específicos, que a su vez cuentan con determinadas vibraciones cada uno, lo ayudamos a recuperar su equilibrio.

 

También sabemos que cuando los colores se unen obtenemos como resultado luz blanca. En este sentido, el trabajar con luz blanca genera unidad, integridad de las partes complementarias.

 

La Cromoterapia como terapia alternativa no es nueva. El uso del color como forma de sanación ha existido en algunas culturas de la antigüedad. Por ejemplo en Mesopotamia, las enfermedades eran tratadas con hierbas, masajes y colores. Por su parte en Persia y Egipto existieron cultos a la luz y los colores. En la China Imperial se usaban tratamientos concretos basados en el color. En el siglo XVIII, el científico alemán Johann Wolfgang von Goethe dirigió una investigación exhaustiva sobre la incidencia de los colores en el logro del bienestar del organismo y concluyó, que efectivamente ellos tienen efectos determinados sobre éste (el rojo estimula, el azul suaviza, el amarillo causa alegría y el verde es relajante). Luego, en el siglo XIX la cromoterapia despierta la curiosidad de los científicos occidentales, quienes comenzaron a estudiar la capacidad de curación de los colores.

 

La Cromoterapia moderna tiene sus bases en los estudios realizados por el Doctor Dinshah Ghadiali quien propone el uso de distintas combinaciones de colores para el tratamiento de al menos 316 enfermedades.

 

Como ves, desde hace mucho tiempo atrás, el color juega un papel preponderante en la creación de un determinado estado de ánimo o emoción en una persona.

 

¿Cómo funciona la Cromoterapia?

 

En la Cromoterapia cada color tiene un determinado significado y uso. Es importante tanto el tono del color que se usa, como el lugar del cuerpo en el que se aplica.

 

La parte superior del cuerpo guarda relación con nuestras emociones, deseos y necesidades, mientras que la parte inferior, se relaciona con las necesidades materiales y la energía física de la persona.

 

Por lo que para aplicar la terapia primero debe existir un diagnóstico para poder identificar el problema y de esta manera determinar en cuál parte del cuerpo se deberá trabajar.

 

Tipos de Cromoterapia

 

Existe la Cromoterapia energética y la Cromoterapia Clínica.

 

Cromoterapia Energética. Consiste en la aplicación del color, a través de instrumentos sutiles como el bastón atlante, que permite que los chakras recuperen su energía. Al armonizar los centros vitales del organismo, mejoran el desempeño de las funciones del mismo.

 

El procedimiento para aplicar esta técnica es el uso de la energía proveniente del sol y de la tierra canalizada a través de la proyección. Tiene cierta similitud con el reiki, pero en este caso se trabaja con colores.

 

Se trabaja el concepto de fotoestimulación, en donde la aplicación del color va lentamente hacia lo orgánico. A diferencia de la Cromoterapia Clínica, acá se usan todos los colores del espectro menos los UV y los infrarrojos.

 

Luego de estudiar los problemas que presenta el organismo del individuo, se eligen los colores apropiados para su tratamiento, para luego colocarlos en los chakras (entre el cuerpo físico y nuestras emociones). Dependiendo si el problema es emocional o físico, se trabajará por niveles, proyectando la energía en los centros energéticos y en los niveles correspondientes.

 

A pesar de parecer una terapia inofensiva, la misma debe aplicarse con cierto cuidado y precaución. Los colores no podrán utilizarse al azar ni ser colocados en cualquier parte del cuerpo. También se deberá observar el tiempo de aplicación, puesto que al no cumplir con los pasos necesarios, el efecto que se obtenga podrá ser el opuesto a lo esperado.

 

Cromoterapia Clínica. Su uso va dirigido a resolver enfermedades de nuestro cuerpo físico y para tal fin se han desarrollado algunas terapias, tales como:

 

1.- Cromopuntura. Basada en la acupuntura, lo que se busca es estimular ciertos puntos energéticos, sólo que en lugar de hacerlo con agujas se utiliza un rayo de luz de un determinado color, generado por un equipo especializado. Se ha utilizado para tratar el asma, alergias, enfermedades en la piel, etc.

 

2.- Terapia Fotodinámica. Se parte del principio de que ciertas sustancias químicas son capaces de identificar células cancerígenas y eliminarlas. Para esto, las mismas son inyectadas en el torrente sanguíneo del paciente, quien después es expuesto a la luz ultravioleta o luz infrarroja, dependiendo del caso. Al recibir esta luz, los químicos fotosensibles se transforman y acaban por destruir las células que se han alterado.

 

Esta técnica se ha revelado muy útil para el tratamiento de algunos tipos de cáncer de piel o para eliminar lesiones precancerosas. También para el tratamiento de algunas infecciones y en el combate de las bacterias resistentes a múltiples antibióticos.

 

Una de las grandes ventajas de la terapia fotodinámica es que es doblemente precisa, tanto para detectar un determinado tejido o grupo de células enfermas, como la precisión de la luz al ser dirigida al área en la que se presenta el problema.

 

3.- Terapia LED. Consiste en la aplicación de luz LED de diferentes colores para el tratamiento de ciertas afecciones. Se ha mostrado bastante eficaz en el tratamiento de ciertas lesiones en la piel y para rejuvenecer los tejidos de la dermis y epidermis y se ha comprobado que la combinación de luz roja e infrarroja es un método efectivo para el foto-rejuvenecimiento de la piel.

 

4.- Técnica LLLT (Low Level Laser Therapy) – LED. Consiste en la aplicación de una luz láser de baja intensidad con la finalidad de modular o estimular la función de ciertos tejidos. Esta terapia es capaz de reducir el dolor agudo y/o crónico y se ha mostrado efectivo en el tratamiento de la dermatitis de contacto y rosácea atópica, entre otras.

 

 

¿Cómo influye el color en la forma de comportarnos?

 

Existen investigaciones que han demostrado que los colores que se encuentran en nuestro entorno, e incluso los colores que usamos al vestirnos, pueden ejercer influencia en nuestros comportamientos y estados de ánimo.

 

Por ejemplo, los colores suaves como los azules y verdes, son tranquilizantes y capaces de suprimir actitudes agresivas e incluso en los entornos con estos colores, dichas actitudes tienden a desaparecer. Por su parte, los colores intensos como el amarillo, rojo y naranja, producen el efecto contrario.

 

Los colores cálidos tienen efectos estimulantes en personas con depresión por ejemplo, mientras que los colores fríos tienen el efecto contrario. Por lo que personas nerviosas, tienen la tendencia a calmarse cuando entran en entornos con estos colores.

 

Algunos efectos que los colores ejercen en nuestro organismo, son los siguientes:

 

1.- Violeta. Es un color que evoca la paz y estabilidad de la conciencia. Si se quiere promover la concentración y la autoestima este será un buen color para hacerlo. Áreas de acción: calma los nervios y los músculos del cuerpo y además, elimina las inflamaciones e infecciones.

 

El chakra violeta es el que se encuentra en lo alto de la cabeza y está muy relacionado con la espiritualidad y la concentración.

 

2.- Índigo. Simboliza la comprensión y la intuición. Áreas de acción: tiene una función anestésica, coagulante y beneficia los problemas mentales, clamando el estrés y la ansiedad. Además, purifica la sangre.

 

El chakra índigo se encuentra ubicado en el centro de la frente y es el que controla el sistema nervioso.

 

3.- Azul. Es un color que promueve la meditación, es relajante y evoca paz y serenidad. Áreas de acción: Reduce el dolor, equilibra los patrones del sueño y baja la presión arterial.

 

El Chakra Azul se encuentra ubicado en la laringe. Actúa sobre la comunicación, influenciando la expresión verbal y el sistema respiratorio.

 

4.- Verde. Es el color asociado a la naturaleza y por consiguiente a la tranquilidad, el equilibrio y la salud. Áreas de acción: dolores de cabeza, insomnio, problemas cardíacos.

 

El Chakra verde, se encuentra ubicado al nivel del corazón y por ende influye sobre éste, el sistema circulatorio y las glándulas mamarias.

 

5.- Amarillo. Este color puede influenciar nuestra capacidad de expresión e influenciar nuestro dinamismo. Aunque también, al ser inspiradora, puede provocar la pérdida de foco y distracción. Área de acción: tejidos internos, ojos, oídos, huesos, estómago, hígado, bazo y páncreas.

 

El Chakra amarillo, es el conocido como el Plexo Solar, que actúa sobre el estómago y corresponde al poder personal y a la satisfacción.

 

6.- Naranja. Es un color antidepresivo y alegre. Área de acción: rejuvenece y mejora el metabolismo y el sistema nervioso. Puede elevar la presión sanguínea.

 

El Chakra amarillo, es el que se encuentra en sector umbilical. Comanda las acciones relacionadas con el sexo, los riñones, intestino delgado e influencia el proceso de la toma de decisiones.

 

7.- Rojo. Es un color poderoso, con el que se deben tener precauciones con su uso, pues al ser utilizado en exceso, puede provocar ansiedad y nerviosismo. No debe usarse en caso de perturbación emocional. Área de acción: activa la circulación sanguínea y estimula el sistema nervioso.

 

El Chakra rojo, está ubicado en la parte baja del vientre y comenda la columna vertebral. Nos brinda estabilidad y seguridad.

 

La Cromoterapia puede ser utilizada en diversos ámbitos y para diversos fines. Debe ser considerada como una terapia alternativa que funciona muy bien con otros tratamientos complementarios.

 

 

 

 

Fuente:

 

Entre Mujeres 

Wikipedia 

Psicoactiva 

Acerca del autor:

Me encanta escribir sobre temas que enriquecen nuestro espíritu y elevan nuestra conciencia. Vivimos tiempos en los que existe una necesidad imperiosa de acumular dinero o cosas materiales y se nos olvida la importancia de cultivar nuestra alma. De hecho, son muy pocos, los que actualmente le dedican algún tiempo a ello. Estaré dejándote pequeñas cápsulas espirituales que te ayudarán en esta tarea. Cápsulas que alimentarán tu espíritu para enfrentar las vicisitudes de la vida con sabiduría. "Aprender a encontrar alegría es importante, pero no solo aquella alegría superficial, sino la más interna que se parece a la paz, la que se refleja en el rostro y el semblante". La Sinfonía de la Vida

Deja tu comentario

Contactos

Si quieres ponerte en contacto con el equipo de Adipiscor envíanos un email a servicio.al.cliente@adipiscor.com También puedes ingresar a la página de Contactos y rellenar el formulario.