¿Quieres acelerar tu metabolismo para perder peso? Existen varios trucos que puedes poner en práctica para que tu metabolismo funcione de manera adecuada y te ayude a perder esos kilitos de más. Hoy te traemos varias opciones de tés que te ayudarán con este objetivo.

 

Ya no tienes que seguir dietas estrictas para bajar de peso, ni dejar de comer las cosas que te gustan o pasar hambre, la clave para llegar a tu peso ideal es llevar una dieta equilibrada, hacer ejercicios y probar estos tés que son capaces de acelerar tu metabolismo.

Muchas veces, por desconocimiento, las personas que desean hacer dieta para perder peso, asumen que para lograrlo, deben someterse a una restricción fuerte de alimentos. Esas dietas prometen eliminar la grasa y la pérdida de una gran cantidad de kilos, pero las personas que las ponen en práctica no tienen en consideración lo que esas dietas tan estrictas pueden hacerle a su organismo.

El metabolismo

Se le suele culpar por la dificultad de bajar de peso que tienen algunas personas. Y es que el metabolismo consiste en un conjunto de reacciones químicas que se dan dentro de las células de nuestro cuerpo.

Estas reacciones son las responsables de transformar todos los alimentos que consumimos en el combustible necesario que lo ayudará a llevar adelante todas sus funciones vitales, desde respirar hasta ponerse en movimiento y, además, hacen posible que las células se encuentren saludables y funcionen de la manera correcta.

Cuando el metabolismo falla, se originan enfermedades que deben ser tratadas y controladas.

Enfermedades metabólicas

1.- Galactosemia.

Consiste en la dificultad del organismo para descomponer la galactosa, un azúcar componente de la lactosa, que se encuentra en productos lácteos. Es un trastorno heredado y que se produce por una deficiencia de la enzima responsable de esta función.

2.- Fenilcetonuria.

Consiste en un defecto de la enzima que descompone la fenilalanina (un aminoácido que forma parte de las proteínas de los alimentos). Este trastorno es hereditario.

3.- Hipertiroidismo.

Resulta de la producción excesiva de tiroxina por parte de la glándula tiroides. Esta hormona es la que se encarga de acelerar el metabolismo basal, con lo cual se produce una baja de peso, aceleración del ritmo cardíaco, hipertensión, ojos saltones e inflamación de la glándula tiroides.

4.- Hipotiroidismo.

Es lo contrario al hipertiroidismo, es decir que no existe producción de la tiroxina por inexistencia de la glándula, o la producción es bastante escasa. Como resultado, disminuye el metabolismo basal y provoca fatiga, disminución del ritmo cardíaco, aumento de peso y estreñimiento.

5.- Diabetes.

Tipo 1, que es cuando el páncreas no produce o produce poca insulina.

Tipo 2, cuando el organismo no responde de forma adecuada a la insulina.

Los síntomas típicos con:

  • Necesidad frecuente de orinar.
  • Sed extrema
  • Hambre insaciable.

A largo plazo, la diabetes puede originar complicaciones, tales como: problemas en los riñones, en los nervios, retinopatías, ceguera y enfermedad cardiovascular.

tés que aceleran el metabolismo

Datos importantes sobre el metabolismo

  • Mientras más rápido vaya el metabolismo, más rápido el cuerpo transforma las calorías en energía, así que con la misma rapidez el cuerpo las gastará.
  • El papel del metabolismo es importante en la pérdida de peso.
  • Formar músculo es un punto clave si quieres acelerar el metabolismo, por lo que es importante que practiques ejercicio físico.
  • Tu metabolismo trabaja mejor cuando el azúcar en sangre se encuentra estable y para lograrlo, es recomendable consumir carbohidratos complejos o proteínas, que tardan más tiempo en ser procesados por tu cuerpo, por lo que te sentirás satisfecho por más tiempo.
  • Si quieres tener un buen metabolismo debes dormir bien (por lo menos 8 horas al día).
  • La mayoría de las funciones metabólicas requieren de agua para trabajar correctamente, por lo que necesitas estar bien hidratado.
  • Tener una dieta alta en alimentos que nutren y hacer ejercicios de forma constante, harán que tu metabolismo trabaje a la perfección.
  • A veces algunas hormonas interfieren con el buen funcionamiento del metabolismo, por lo que, si haces todo lo anterior y continúas subiendo de peso, deberás visitar a un especialista.

Tés que ayudan a acelerar tu metabolismo

Ya te hemos contado, lo que puedes hacer para que tu metabolismo funcione correctamente, pero también existen trucos que puedes poner en práctica para acelerarlo y así ayudarte a que puedas perder peso, tales como los tés que te contamos a continuación:

a) Té de Hibisco

Para prepararlo necesitarás: 1 litro de agua y una cucharada de hierba de hibisco. Solo tendrás que hervir el agua, agregar el hibisco y taparlo durante 5 minutos antes de beberlo.

b) Té de jengibre y canela

1 litro de agua, dos ramas de canela y 3 rodajas de jengibre es lo que necesitarás para la preparación de este rico té. Lleva la olla con el agua al fuego y cuando comience a hervir añade las 2 ramas de canela y las 3 rodajas de jengibre.

Déjalos hervir junto con el agua 5 minutos. Apaga el fuego, cuela el té y bébelo caliente o frío.

c) Té de jengibre con piña

Para la preparación de este té necesitarás: 1 litro de agua, una cucharada de jengibre fresco rallado y 2 rodajas de piña.

Coloca el agua en una olla y cuando esté próxima a ebullición, agrega el jengibre rallado. Después, baja el fuego y deja hervir el té por unos 2 minutos más.

Apaga el fuego, cuela el té y déjalo enfriar. Posteriormente, tritura las 2 rodajas de piña y mézclalas con el té.

d) Té verde con canela

1 litro de agua, 2 bolsitas de té verde y 2 ramas de canela, es lo que necesitarás para la preparación de este té.

Hierve el agua, añade las bolsitas de té verde y la canela. Apaga el fuego y deja reposar el té por unos 5 minutos.

Puedes beberlo frío o caliente.

Cuidados que debes tener con los tés que aceleran el metabolismo

Si bien es cierto que estos tés son excelentes ayudas para bajar de peso, existen algunos cuidados que debes tener en consideración:

  • Si quieres bajar de peso, estos tés no serán suficientes para alcanzar tu objetivo, deberás llevar una alimentación balanceada y practicar ejercicios.
  • Los tés no deben ser consumidos mucho tiempo después de su preparación, debido a que van perdiendo sus propiedades. Lo ideal es consumirlos inmediatamente después de prepararlos o al día siguiente.
  • Evita consumir estos tés en la noche, porque algunos de ellos pueden funcionar como estimulantes, lo que podría perjudicar tu descanso.

Fuente:

Ekonomista

El Observador