¿Compraste pollo asado y te ha sobrado un montón? ¿Quieres preparar una receta única, de forma rápida y que además sea nutritiva? Prueba esta ensalada de arroz salvaje y pollo asado. Un plato único que te fascinará.

 

Si comparamos el arroz blanco con el arroz salvaje, podremos darnos cuenta de que este último posee el doble de la cantidad de proteínas que el primero. Además, contiene más fibra, vitaminas del complejo B y minerales, tales como: hierro, calcio, zinc y potasio.

Asimismo, el arroz salvaje contiene una buena cantidad de antioxidantes, por lo que, si lo consumimos regularmente, podrá aportar importantes beneficios a nuestra salud, como lo son: combatir el estreñimiento, evitar el envejecimiento precoz, ayudar a prevenir enfermedades cardiovasculares, así como la diabetes y, por último, favorecer la pérdida de peso.

Listo para degustar esta deliciosa ensalada de arroz salvaje y pollo asado.

Toma papel y lápiz, pues te compartimos ahora mismo la receta.

 

Ingredientes:

2 tazas de arroz salvaje

1 pollo asado

80 gramos de almendras

100 gramos de espinacas

1 cebolla

8 tomates cherry

1 pepino

3 cucharadas de salsa pesto

3 cucharadas de vinagre balsámico

Sal

Aceite

 

Preparación:

1.- Cocina el arroz salvaje de acuerdo con las instrucciones del empaque, en agua sazonada con sal.

2.- En una sartén, con un hilo de aceite, saltea la cebolla cortada en julianas finas, hasta que quede ligeramente dorada. Junta el arroz, mezcla muy bien y reserva.

3.- Desmenuza el pollo y colócalo en un recipiente para que puedas mezclarlo, posteriormente, con la salsa pesto y las almendras. Reserva.

Si notas que el pollo no ha quedado lo suficientemente húmedo, puedes agregarle más salsa pesto.

4.- Corta el pepino en tiras muy finas.

5.- En un recipiente, agrega el arroz, los tomates cherry cortados por la mitad, las espinacas, el pepino y el pollo.

6.- Riega con vinagre balsámico y sirve inmediatamente.

Consejos:

  • El arroz salvaje tarda mucho más tiempo en cocinarse que el arroz blanco. Demora entre 45 a 60 minutos.
  • Una forma de cocinarlo es colocando en una olla, 3 tazas de agua y una taza de arroz salvaje con una pizca de sal (a fuego alto). Espera a que el agua hierva y cuando esto suceda, baja el fuego, tapa el arroz y déjalo cocinando durante 45 a 60 minutos.
  • Otra forma de cocinar el arroz salvaje es dejándolo en remojo de un día para el otro, para luego repetir el procedimiento que te hemos explicado anteriormente. En este caso, deberás cocinar el arroz durante unos 20 a 25 minutos.

Fuente:

Receta y foto por: Chef Continente