La personalización permite ofrecer al usuario de una web el contenido que desea, en el momento en el que lo está buscando, respondiendo a sus preferencias y hábitos.

 

Los datos lo demuestran. Según el estudio Piensa como una startup: cómo crecer en un mercado disruptivo de KPMG, casi el 50 por ciento de los directivos de empresas de consumo consideran las experiencias personalizadas como la “táctica más importante para atraer nuevos consumidores”.

¡Sigue leyendo y te contamos cómo aplicar la personalización para mejorar tu web!

Principales estrategias de personalización

Para personalizar el contenido de una web, existen distintas acciones que se pueden realizar:

  • El primer paso es segmentar a los clientes o potenciales clientes. Es necesario dividir los usuarios en grupos según características comunes. Las similitudes geográficas, demográficas, psicográficas y de conducta son los cuatro criterios básicos para realizar la segmentación.
  • En función del usuario, se debe personalizar la web. Se pueden, por ejemplo, mostrar notificaciones y banners personalizados en función de cada usuario. También se pueden crear zonas específicas (productos más vendidos, rebajas, ofertas, tendencias…) para atraer la atención de los principales grupos de usuarios que visitan la web.
  • Personalizar las llamadas a la acción (CTAs). Una llamada a la acción es vital porque tiene el poder de aumentar las conversiones. Para hacerlo, hay que analizar qué productos son los que cada segmento de cliente añade mayoritariamente a su carrito y qué compras realizan o han realizado antes. Con esta información es posible crear llamadas a la acción personalizadas, que conduzcan a landing pages con ofertas que estos usuarios no puedan dejar escapar.
  • Enviar emails personalizados para enviar ofertas que sintonicen con las necesidades reales del usuario. Así se percibirá como contenido de interés y no como correo basura o spam.
  • Utilizar las ventajas que ofrece la publicidad programática. Los anuncios programáticos permiten recopilar información crucial sobre los clientes o potenciales clientes. Es un gran instrumento para conocer sus intereses y búsquedas. De ese modo, se pueden crear ofertas de interés para esos usuarios, en el momento preciso que lo necesitan.

 

¿Qué herramientas permiten la personalización de contenidos?

A pesar de sus beneficios, muchos diseñadores y agencias de marketing tienen dificultades para aplicar esta técnica desde el punto de vista táctico.

Para solucionarlo, existen diferentes herramientas. Una de las más destacadas es Duda, la plataforma para agencias de diseño web que permite no solo diseñar webs con facilidad, sino gestionar con agilidad los portales de distintos clientes simultáneamente.

Esta característica resulta fundamental cuando se trata de la personalización de contenidos en un ecommerce o web con tienda online, ya que permite variar diferentes parámetros con unos pocos clics.

Gracias a sus widgets, con Duda es fácil personalizar y cambiar el diseño de la tienda online, para mejorar la presentación de los productos.

Así, se puede editar la disposición de las “categorías y productos” de la página; cambiar el estilo de los textos, el espaciado entre objetos, el comportamiento de elementos (efecto hover), el número de productos que se muestran en una página, etc.

También es posible hacer cambios en las páginas de productos individuales, como la ubicación o la disposición del texto y la relación de la imagen en miniatura que muestra el producto.

En cuanto a la experiencia de navegación, también es fácil que las agencias y diseñadores web puedan programar contenido personalizado en función de las preferencias e historial de navegación del usuario.

Esto se consigue a través del sistema de “activadores y acciones” con el que cuenta la plataforma. Este sistema se basa en un funcionamiento sencillo:  cuando se cumplen ciertas condiciones (un activador), ocurre una acción que personaliza el sitio web para ese visitante.

Es decir, que se pueden mostrar notificaciones o contenidos diferentes según el dispositivo (escritorio, tableta o móvil) desde el que visita la web un usuario. También desde su ubicación, a qué hora o fecha visita la web o el número de veces anteriores que ha visto la página.

Existe además la posibilidad de generar un activador que identifique si el usuario ha llegado a la web desde una URL con parámetros específicos en la cadena de consulta.

Todos estos elementos combinados ofrecen grandes posibilidades a las marcas para ofrecer un contenido exclusivo y adaptado a las necesidades específicas de cada visitante, lo que aumenta la posibilidad de que se produzcan ventas.

Las experiencias personalizadas se han convertido en la táctica más importante para atraer nuevos consumidores:

  • La personalización permite ofrecer al usuario el contenido que desea, en el momento en el que lo está buscando, respondiendo a sus preferencias y hábitos.
  • Las similitudes geográficas, demográficas, psicográficas y conductuales son los cuatro criterios básicos de la segmentación para ofrecer contenido personalizado.
  • ¿Has aumentado las conversiones de tu web gracias a la personalización? ¡Tu experiencia nos importa! Compártela en la sección de comentarios.

  • Ecuador