Todos queremos tener éxito en la vida, pero ¿sabemos realmente qué es el éxito o cómo es? En la mayoría de las ocasiones tenemos un concepto equivocado sobre él. Conoce la verdad sobre el éxito.

 

Todas las personas cuentan con la entereza, la disciplina, la fuerza y el deseo necesarios para alcanzar el éxito, todos quieren ser exitosos, sin embargo, no todos lo logran.

¿Por qué sucede esto? El problema surge cuando no se entiende muy bien de qué se trata el éxito. Se suele pensar que el éxito pertenece a personas inteligentes, o que es una cualidad con la que nacen algunos pocos y esto está completamente fuera de la realidad.

Tú, yo, cualquiera puede alcanzar el éxito que está buscando, pero para encontrarlo, debemos tener muy claro de qué se trata.

Si hiciéramos una encuesta y le preguntáramos a la gente qué es el éxito, muchas lo definirían haciendo una comparación con personas que tienen un buen estatus social, fortuna, poder, fama, o que cuentan con posesiones específicas, así como  lograr o alcanzar una meta. Y nada de esto se acerca necesariamente a lo que es el éxito. Conoce la verdad sobre el éxito.

¿Qué es el éxito?

Alcanzar el éxito personal no tiene que ver con parecerse a alguien, tener dinero, casa, carro, un buen trabajo, cumplir una meta o llegar a un destino. Sería más bien, el viaje en el que logras convertirte en lo que quieres ser y en el que logras transformarte en la mejor versión de ti mismo.

Dicho de otra forma, en la vida obtendrás una serie de resultados como consecuencia de las actividades que llevas a cabo, dependiendo del tipo de resultados que obtengas, sabrás si has tenido éxito o fracasaste en tus esfuerzos. Si lograste lo que deseabas, entonces podría decirse que has sido exitoso.

Podríamos acá establecer una diferencia entre logros físicos y logros espirituales. Los primeros están relacionados con tener una casa, carro del año, un buen nivel de ingresos. Mientras que el segundo, tiene mucho que ver con un nivel de comprensión más profundo en el que entran en juego nuestras emociones, sabiduría y consciencia.

La verdad sobre el éxito es que puede que obtengas muchos bienes materiales, pero si no logras un nivel de desarrollo espiritual que lo acompañe, te sentirás insatisfecho e incompleto, ya que el éxito a este nivel se asume como la realización de un propósito trascendental, que finaliza con el legado de prestigio y mérito. Esto significa que continuamos creciendo, evolucionando en todos los aspectos para convertirnos es nuestras mejores versiones.

Somos seres únicos e individuales, querer ser como otras personas únicamente nos convertirá en una mala copia de esas personas junto con sus limitaciones.

Por lo tanto, el éxito significa conocer tu propósito en la vida, así como permitirte crecer en sus distintos ámbitos para que puedas alcanzar tu máximo potencial. Más que un destino final, el éxito es un viaje de continuo crecimiento y aprendizaje que tiene por finalidad alcanzar un propósito.

Atributos que separan a los triunfadores del resto del mundo

Todos conocemos a un triunfador que lleva una vida de ensueño y exitosa que envidiamos, y solemos pensar si tengo prácticamente las mismas características: sociable, profesional, trato cortés, inteligente, puntual, capaz, ¿por qué no logro realizar mi sueño de ser exitoso?

Las personas triunfadoras, logran desarrollar ciertas particularidades que terminan por distinguirlos de los demás y que son las que los conducen a alcanzar las metas que se proponen y una de las más importantes es su absoluta confianza en sí mismos. Otros atributos que separan a los triunfadores del resto del mundo son:

1.- Sueñan en grande, por lo que no se ponen límites y deciden qué es lo que quieren ser, hacer y tener, para obtener el éxito personal que tanto desean.

2.- Tienen un deseo ardiente, que consiste en alcanzar el éxito y asumen pagar el precio que sea necesario para lograrlo. Saben de sobra que la “persistencia siempre conquista a la resistencia, por lo que jamás se rinden”.

3.- Tienen un propósito bien definido y siempre están pensando en los objetivos que quieren alcanzar. En lugar de anclarse en la queja, como lo hace el común denominador, se enfocan en buscar soluciones.

4.- Colocan toda su atención en las cosas que pueden controlar, se hacen responsables de ellas y toman las decisiones necesarias para salir airosos de las dificultades que se les puedan presentar.

5.- Buscan ser los mejores en lo que hacen, pues saben que la excelencia es lo que los distinguirá del resto.

6.- Siempre están dispuestos a ayudar a los demás, pues su obsesión es buscar nuevas maneras para que sus clientes se sientan satisfechos.

7.- Son personas entusiastas, enérgicas, que ponen el 100 % de su esfuerzo para alcanzar sus metas.

8.- Hacen lo que les gusta, lo que los llena de motivación y de energía para ser cada día mejores.

9.- Trabajan muy duro para alcanzar sus sueños. No tienen horarios y trabajan las horas necesarias para que los objetivos sean cumplidos.

10.- Siempre están orientados a la acción. Se mueven rápido, aprenden de los resultados. Si se dan cuenta de que han cometido un error, se apresuran por corregirlo para poder probar otra cosa.

11.- No le tienen miedo al fracaso, solo se lo toman como una forma más para aprender.

12.- Son altamente organizados y meticulosos en sus rutinas, planificación, metodología y registros. Se miden constantemente, poniéndose metas cada vez más ambiciosas.

13.- Invierten en lugar de gastar.

14.- Saben definir sus prioridades y se encuentran constantemente aprendiendo y mejorando, pues saben que, para obtener resultados diferentes, deben hacer cosas distintas. Son especialistas reinventándose.

15.- Cultivan el hábito de la persistencia para sobrellevar el desengaño y la adversidad. Esto es lo que los mantiene en movimiento en la búsqueda del éxito personal.

la verdad sobre el éxito

Diseña la persona que quieres ser, así comienza el éxito

Si quieres ser exitoso y llegar a ser un triunfador, tienes que diseñar a la persona que quieres ser, para ello deberás desarrollar los atributos que separan a estas personas del resto del mundo

¿Cuál es la clave para tener una vida exitosa?

La clave para tener una vida exitosa es darte cuenta de que el éxito es un hábito aprendido.

Si deseas convertirte realmente en un triunfador deberás adoptar y dominar los siguientes hábitos:

1.- Asume la responsabilidad de tu vida. Eres tú quien te has puesto en la situación en la que estás y si quieres cambiar esto, deberás dejar de hacerte la víctima, abandonar las quejas y ponerte en acción para provocar los cambios que necesitas para alcanzar tus objetivos.

2.- Si quieres éxito, búscalo ahora. Para alcanzar el éxito no puedes ser pasivo, no puedes dejar las cosas para después, tienes que pensar que tienes el coraje, el conocimiento y la autoconfianza necesaria para emprender tu camino hacia el éxito, ahora.

3.- No dependas de nada ni de nadie para conseguir lo que quieres. Aléjate de las personas tóxicas. Tienes todo lo necesario para triunfar y conseguir lo que quieres.

4.- Aprende de los fracasos, reinvéntate y continúa tu camino.

5.- Atrévete a conocer tu potencial y el verdadero valor de tus habilidades. Cree en ti.

6.- Ponte metas, establece prioridades, metodologías y planes para su realización.

7.- Practica la visualización de tus metas con lujo de detalles. Visualízate alcanzándolas de manera constante. Confía en que puedes lograrlas y convéncete de que mereces el éxito.

8.- Haz un plan para todo aquello que quieras conseguir en la vida. Si no logras alguno de tus propósitos, modifica el plan que habías hecho hasta alcanzarlo.

9.- Detecta los malos hábitos que hay en ti, reedúcate y nunca, nunca desistas de tus sueños.

Si quieres tener una mejor calidad de vida, cumplir todos tus objetivos y alcanzar la libertad financiera que tanto deseas, comienza por analizar tus actitudes y tus acciones. Aprende a identificar los malos hábitos que se están convirtiendo en los obstáculos que te impiden triunfar, analiza sus repercusiones a largo plazo y diseña un plan de acción efectivo.

Fuente:

Alois Larc. (21 Reglas para alcanzar el Éxito Personal)