¿Te consideras mentalmente fuerte? ¿Cómo reaccionas ante los desafíos que la vida te pone por delante? Estas son las señales que te indican que aprendes de la adversidad y que te encuentras mentalmente fortalecido.

 

Mantener el equilibrio mental y una vida saludable, es la preocupación de muchas personas que deben enfrentar constantemente desafíos, tanto personales como profesionales, múltiples adversidades en su vida cotidiana, problemas inesperados.

En una época en la que las personas viven preocupadas por el éxito creciente y la felicidad continua, así como se encuentran en la búsqueda de pequeños y grandes triunfos que alimenten su éxito personal, puede volverse difícil el tener que lidiar con los errores que puedan cometer o los obstáculos que tengan que solventar.

Muchas veces no nos encontramos preparados para resolver determinados problemas y no todo el tiempo sabemos afrontar algunas emociones como: la angustia, la frustración, el miedo o la melancolía, que son generalmente asociadas como signos de fragilidad y debilidad mental.

La verdad es que, estas emociones (tristeza, miedo, angustia, frustración), son absolutamente necesarias para la experiencia humana, porque nos ayudan a enriquecer y fortalecernos mentalmente.

La fuerza mental tarda mucho tiempo en desarrollarse, nadie nace con ella, y es la práctica diaria de empujarnos a nosotros mismos, la que nos hace crecer más fuertes, impulsándonos a mantener un optimismo realista y a establecer límites sanos.

Tener fortaleza mental es tan importante como ser fuertes físicamente, nos permite saber quiénes somos, qué queremos de la vida y nos ayuda en el cumplimiento de nuestros objetivos.

Te preguntas en este momento, ¿cómo son las personas mentalmente fuertes?

Acá te contamos algunas señales, para que puedas trabajar en ellas, si es que no las conoces, y logres tu fortaleza mental. Después de todo, cualquiera de nosotros contamos con el potencial para lograrlo.

10 señales que indican que eres mentalmente fuerte

1.- Han encontrado el equilibrio lógico entre los sentimientos y la razón.

Son personas que no se dejan controlar por sus emociones, al contrario, cuentan con la capacidad de entenderlas y de reconocer cuando cierta emoción está guiando sus pensamientos.

En un intento por tomar las mejores decisiones posibles, son capaces de equilibrar sus emociones con la lógica.

Por lo tanto, siempre tienen bajo control su vida y no dejan que las cosas simplemente sucedan sin control.

2.- Se niegan a perder el tiempo en actividades o pensamientos que no los llevan a ningún lado.

La mayoría de las personas suelen perder el tiempo anclándose en la queja o buscando excusas para aliviar la frustración ante ciertas situaciones. Las personas mentalmente fuertes reconocen que, en cualquier situación, son capaces de seguir adelante, aprenden de los errores y buscan respuestas u otros caminos para solventar las situaciones adversas que se les van presentando por el camino.

3.- Son personas resilientes, capaces de adaptarse a los cambios.

Las personas mentalmente fuertes no se resisten a los cambios, los asumen como parte de la vida y aunque saben que pueden llegar a ser incómodos, son capaces de adaptarse positivamente a ellos.

4.- No creen que la vulnerabilidad sea un defecto.

Podría considerarse un aspecto negativo, pero las personas mentalmente fuertes utilizan esta característica para que sus conexiones con los demás puedan ser más profundas. Aceptan esta parte de su personalidad y trabajan en ella para mejorarla.

5.- Se esfuerzan en afrontar los miedos que les frenan.

Todos tenemos miedos que enfrentar, la diferencia es que las personas mentalmente fuertes, no los ignoran o evaden, los enfrentan para poder continuar por el camino hacia el logro de sus metas.

señales que te indican que eres mentalmente fuerte

6.- Son realistas.

Ser prácticos, saber que la vida está plagada de momentos de felicidad e infelicidad, de risas, llantos, luces y sombras son esenciales para construir nuestra personalidad y las personas mentalmente fuertes están claras en este aspecto.

De tal forma que pueden ver los problemas, pero también son capaces de visualizar la solución de estos. Pueden ver el lado bueno de la vida, pueden llegar a ser optimistas, pero no se ciegan por el exceso de positivismo.

7.- Se levantan tras la caída.

Todos sabemos que el problema no está en caer o perder, sino en abandonar todo tras la caída o la pérdida.

Las personas mentalmente fuertes, siempre encontrarán un motivo para levantarse y seguir adelante las veces que sean necesarias.

De los errores se aprende, y luego de una caída tras otra, iremos perfeccionándonos y finalmente, encontrando la solución para lograr superar la adversidad y de esta forma llegar a cumplir nuestras metas.

Perseverar es fundamental.

8.- Establecen objetivos y asumen sus responsabilidades.

Las personas mentalmente fuertes aplican energía y valor a sus compromisos, mantienen hábitos saludables que les permitan encaminarse hacia sus objetivos y cuentan con una perspectiva de superación y transparencia.

Promueven el comportamiento productivo, ven los obstáculos como oportunidades para la reflexión y el crecimiento, sin olvidar que son responsables de las elecciones que hacen y, a su vez, saben que existen factores que no se pueden controlar.

9.- Son agradecidos.

Incluso en los momentos más trágicos saben reconocer las bendiciones. No siempre es fácil, pero no dejan que las cosas negativas de un día o una hora, definan el resto de su día o de su vida.

10.- Son efectivas y productivas.

Las personas mentalmente fuertes viven de acuerdo con sus valores, no se preocupan por lucir sus habilidades a los demás, se alegran por los logros ajenos y se ocupan activamente por superar los problemas que pueden controlar.

No se desgastan en tratar de resolver aquello que saben que no está en sus manos.

Nada las detiene, ganan o pierdan, su autoestima no se ve afectada, pues siempre la visión será salir adelante.

Fuente:

Escuela para Ricos 

Upsocl