Comunidad de contenidos, empresas y productos de Latinoamérica

Consejos para aprobar la Revisión Técnica Vehicular - Ecuador


Para poder Matricular tu vehículo en Ecuador, tu auto debe aprobar la Revisión Técnica Vehicular. ¿Sabes qué aspectos se toman en cuenta en esta evaluación? ¿qué debes hacer y no hacer para que tu carro apruebe? Aquí compartimos toda la información.


Consejos para aprobar la Revisión Técnica Vehicular - Ecuador


Descripción extendida

¿QUÉ ES?

En Ecuador, entre los requisitos que se deben cumplir para poder transportarse legalmente en auto se encuentra la Revisión Técnica Vehicular, un chequeo que el automóvil debe aprobar y del cual dependerá la emisión de la Matrícula Vehicular para la circulación en todas las vías de la nación.

 

¿PARA QUÉ SE REALIZA?

Esta evaluación de rutina se realiza en los vehículos para poder asegurar que el mismo cumple con las condiciones mínimas (técnicas y jurídicas) para poder circular de manera segura y manteniendo una emisión baja de contaminantes.

 

¿CUÁLES SON LOS PRINCIPALES ASPECTOS QUE EVALÚAN?

Durante la Revisión Vehicular, los mecánicos y personal especializado toman en cuenta diferentes aspectos para decretar si un automóvil aprueba o no el chequeo. Entre estos aspectos se encuentran:

-Frenos

-Llantas (incluyendo la llanta de repuesto)

-Luces

-Gases

-Carrocería y tapicería

-Kit de emergencia (llaves, triángulo de seguridad…)

Si quieres conocer cuál es el estado en el que se tienen que encontrar las partes mencionadas anteriormente y sobre otros requisitos para poder aprobar esta revisión, haz clic aquí.

 

¿CÓMO PUEDO APROBAR LA REVISIÓN?

La mejor manera para poder pasar esta prueba es haciendo el correcto mantenimiento de nuestro vehículo. Si bien muchas personas ignoran las recomendaciones que el manual hace sobre el cuidado regular que se debe hacer al automóvil, si seguimos estos consejos lograremos mantenerlo en una condición óptima y al momento de hacer la revisión habrá mayores posibilidades de aprobar.

Además de lo mencionado anteriormente y del hecho de que al realizar este mantenimiento regular se alarga la vida útil del auto, también hay que tomarlo como una inversión. Si tomamos las medidas necesarias para hacer arreglos preventivos y pagamos cierta cantidad cada 5000 o 10.000km, gastaremos mucho menos que si manejamos nuestro carro sin cuidarlo y eventualmente se daña alguna parte gravemente.

Entre el mantenimiento preventivo que debes hacer te recomendamos:

-Alineación, balanceo y rotación periódica de las llantas

-Cambio de filtros y aceites según el manual

-Medición de gases para chequear los niveles de contaminación de los mismos

-Revisión de los frenos y sus piezas fundamentales (pastillas, discos, tambores…)

-Chequeo las bases y la suspensión

-Revisión el estado de todas las luces del vehículo

-Latonería, pintura y cuidado general de la carrocería y la tapicería

 

¿QUÉ ACCESORIOS NO ESTÁN PERMITIDOS?

Muchas personas buscan mejorar de alguna manera sus vehículos agregando accesorios, pero los mismos pueden ser la razón de que no se apruebe la Revisión Técnica Vehicular. Pon atención a cuáles son los que te harán reprobar este chequeo:

Neblineros: para la instalación este tipo de luces se deberá colocar un sistema de encendido independiente a los faros delanteros del auto y sólo será permitido un par y paralelos a luces frontales.

Suspensión: como se comentó anteriormente, este es uno de los aspectos que se revisará al momento de examinar el auto, así que es importante que se mantengan los porcentajes estándares, es decir, eficacia del 15% y hasta un 30% de desequilibrio.

Vidrios polarizados: los únicos vehículos que tienen permiso este tipo de vidrios son los de uso oficial, el resto de los vehículos tienen prohibido vidrios que impidan la visibilidad desde afuera del vehículo.

Guardagolpes: la instalación de cualquier tipo de accesorios adicionales para la protección del vehículo tanto en las defensas traseras como en las delanteras. Si se instaló alguno, debe ser retirado.

 

¿QUÉ SUCEDE SI EL AUTO NO APRUEBA LA REVISIÓN?

En el caso de que un vehículo no pase el chequeo técnico, se deberán solventar los problemas que presentó el auto como requisito para una nueva revisión. Se te entregará un certificado condicional con la fecha en la que debes volver para repetir la revisión. Con este documento, te debes dirigir donde esté el encargado del Centro de Revisión para que te expliquen cuáles son los defectos del carro que hicieron que no aprobara.

Con esta información, te recomendamos que lleves tu auto a un mecánico de confianza para poder reparar las fallas que presenta. Hechos los arreglos, debes acercarte de nuevo al Centro de Revisión para que vuelvan a evaluar tu auto en la fecha que te hayan indicado. En el caso de que faltaras a esta cita, tendrás una multa acumulativa por cada mes que faltes a la revisión además de que, si se pasa tu fecha para la Matriculación Vehicular por reprobar la revisión, tendrás que pagar otra penalización puesto que dependiendo de la placa de tu vehículo debes hacer la misma en una fecha determinada.


Advertencias o recomendaciones

¿Te ha sido útil este artículo? ¡Cuéntanos!

Páginas consultadas:

http://www.elcomercio.com/

http://www.eluniverso.com/

Imagen por:

freepik.es






Comentarios
Comentarios en Facebook

Publicidad

Contenido relacionado









Más del autor







Ver más

Preguntas Relacionadas







Ayuda