Comunidad de contenidos, empresas y productos de Latinoamérica

Capítulo 21 Es tiempo de Volverme a VER


Queridas amigas, hoy quiero que hagamos conciencia de la importancia de VOLVERNOS A VER y a encontrarnos con nosotras mismas, con nuestra esencia, para ver con claridad en el tipo de mujeres en las que nos hemos convertido.


Capítulo 21  Es tiempo de Volverme a VER


Descripción extendida

He estado pensando sobre la enorme capacidad de DAR y de DARNOS que tenemos todas las MUJERES. Siempre estamos viendo por los demás, por nuestros hijos, maridos, hermanos, sobrinos, amigos, conocidos, empleados, colegas, compañeros, etc.

 

Cuando vamos creciendo y viviendo diferentes etapas de nuestras vidas y asumiendo los diferentes ROLES de vida que nos tocan vivir a las MUJERES, llámese, hijas, hermanas, esposas, mamás, ejecutivas, etc., vamos poco a poco dando y dándonos a los demás. Nos sale natural y asumimos que es lo que SE ESPERA DE NOSOTRAS. Simplemente tenemos que DAR.

 

DAR lo mejor de nosotras a los demás es maravilloso. Sin embargo, lo que nos tiende a pasar en el TIEMPO es que estamos tan ocupadas atendiendo las demandas de los demás, de los hijos, esposos, trabajos, ocupaciones en general que, sin darnos cuenta, NOS EMPEZAMOS A DILUIR y dejamos de VERNOS A NOSOTRAS MISMAS.

 

¿Te identificas con esto?

 

Por atender a los demás, muchas veces NOS OLVIDAMOS DE NOSOTRAS MISMAS

Dejamos de cuidarnos, de ocuparnos de nuestra salud, de arreglarnos y vernos lindas, de hacer lo que nos gusta, dejamos de lado nuestros sueños y nuestras pasiones de vida y empezamos a vivir en función de las necesidades de los demás…..Simplemente, dejamos  en “STAND BY” lo nuestro, porque los demás nos necesitan…. y cuando menos sentimos, simplemente dejamos de pensar en NOSOTRAS y dejamos de vivir y de sentir con la intensidad y plenitud con la que deberíamos  de EXISTIR. 

 

Afortunadamente, cada vez más, las MUJERES estamos despertando a un nivel de CONCIENCIA y de AUTOCONOCIMIENTO y estamos regresando a NOSOTRAS MISMAS, a VERNOS, a REINVENTARNOS, a “NO SENTIRNOS CULPABLES” por pensar en NOSOTRAS.

 

Muchas veces las mujeres nos confundimos en pensar que SOMOS LOS ROLES DE VIDA que asumimos como ESPOSAS, MAMÁS o EJECUTIVAS y la verdad somos mucho más que eso.

 

Hemos ya llegado a una MADUREZ. Ya hemos vivido y jugado múltiples ROLES en nuestras vidas. Ahora nos toca VOLVER A VERNOS, a REENCONTRARNOS con nosotras mismas. En VER CON CLARIDAD el tipo de  MUJERES en las que nos hemos convertido. 

 

Es tiempo de CUIDARNOS A NOSOTRAS MISMAS. De VERNOS y TRATARNOS con el mismo AMOR con el que tratamos a los demás.

 

Muchas de nosotras estamos ya viviendo la SEGUNDA MITAD DE NUESTRAS VIDAS. Tenemos aún mucho que VIVIR, mucho que APRENDER, mucho que HACER y necesitamos saber quiénes SOMOS HOY y definir QUIÉNES QUEREMOS SER mañana y cómo queremos vivir nuestras vidas.

 

Necesitamos VOLVER A SOÑAR, redefinir lo que aún QUEREMOS VIVIR y HACERLO, encontrar nuevos INTERESES y PASIONES de VIDA, cuidar nuestra SALUD física, mental, emocional y espiritual  y VIVIR VIDAS MÁS PLENAS, más RICAS en todos sentidos, simplemente más FELICES.

 

Hoy muchas mujeres CUARENTONAS, CINCUENTONAS y mayores se VEN y SIENTEN mejor que nunca. Tienen una belleza extraordinaria porque saben quiénes SON y lo que QUIEREN. Son sexys, cuidan su cuerpo, su mente y su espíritu. No piensan en la edad sino que “viven a gusto en su propia piel”. Se conocen y se AMAN y han decidido vivir sus vidas con plenitud. Es simplemente maravilloso y aleccionador para nosotras las mujeres verlas y DECIDIR en CONCIENCIA, seguir sus pasos y disfrutar “NUESTRO PROCESO DE MADURACIÓN”, sin preocuparnos de las arrugas o de la edad. Nuestra ACTITUD y nuestro ESTILO DE VIDA son los que determinarán qué tan PLENAS y FELICES SOMOS.

 






Comentarios
Comentarios en Facebook
Elizabeth   enviado el 18/01/2016
Esa es la actitud Caro! Debemos empezar por nosotras mismas para poder darnos a los demás, en los roles que jugamos en esta sociedad. Un beso

Cristina   enviado el 19/01/2016
Pues definitivamente hay que pensar que si velamos por nosotras y nos amamos a nosotras mismas, estaremos con más capacidad para dar. Sentirse plena y libre hace que el darse se disfrute aún más. Debemos ser nosotras mismas, decir no o sí cuando nos parezca, sin sentirnos culpables. Maravillosa reflexión Caro!

Ayuda