Comunidad de contenidos, empresas y productos de Latinoamérica

La fiebre de Chikungunya


En el último año se sufrió en Latinoamérica un fuerte brote de la fiebre de chikungunya. Si bien ya los casos no son tan comunes, es una enfermedad que aún se padece y se propaga, por ello debemos conocer sus síntomas y posibles tratamientos.


La fiebre de Chikungunya




Descripción extendida

La chikungunya, (conocida también como fiebre de chikunguña o artritis epidémica) se refiere a una enfermedad de carácter viral que es transmitida a través de la picada de mosquitos (zancudos) infectados a humanos. Este es un virus ARN del tipo alfavirus y su nombre viene del idioma Kimakonde que quiere decir “doblarse”, haciendo referencia al aspecto y la posición encorvada que pueden tomar los pacientes en consecuencia a los fuertes dolores en las articulaciones.

 

TRANSMISIÓN

Como se estableció anteriormente, la fiebre de chikungunya es transmitida mediante la picadura de los mosquitos portadores del virus como son las especies Aedes aegypti y Aedes albopictus. Estos mosquitos suelen picar sobre todo en el período diurno. Luego de que la persona haya sido picada, pasan aproximadamente 4 y 8 días para empezar a padecer los síntomas; sin embargo, este período puede variar, a su vez, entre los 2 y los 12 días.

Este padecimiento puede ser sufrido sólo una vez ya que el cuerpo logra crear anticuerpos y puede atacar el virus en caso de contraerla de nuevo.

 

SÍNTOMAS

Este virus se transmite como la fiebre del dengue y suele confundirse con la misma ya que ciertos síntomas clínicos son iguales y en caso de que estos se presenten de manera leve, puede pasar desapercibida. Esta afección se caracteriza por los siguientes síntomas:

Fiebre: se padece de una fase febril durante 2 a 5 días la cual se agudiza pudiendo llegar a los 40 °C, y vuelve a normalizarse durante la primera semana.

Dolor articular: las molestias articulares normalmente acompañan a la fiebre. Suelen ser dolores muy graves y que empeoran en las mañanas, en largos períodos de inmovilidad o al realizar movimientos rápidos y agresivos. Es uno de los síntomas que más debilita al paciente ya que afecta las articulaciones importantes como muñecas, rodillas, codos, tobillos, manos y pies. Existe la posibilidad de que este síntoma perdure por varios meses o incluso años.

Erupción cutánea: la mayoría de los infectados presenta, además de los síntomas anteriores, una erupción cutánea, es decir bultos o puntos rojos y pequeños en la piel del enfermo, específicamente las palmas, las plantas de los pies, el torso, las piernas y el rostro. Este síntoma se presenta de 2 a 5 días después de la fiebre.

Otros síntomas: dolores de cabeza y musculares, náuseas, úlceras en la boca o cansancio.

Complicaciones: se han registrado casos en que la enfermedad se relaciona con complicaciones cardíacas, neurológicas, oculares o gastrointestinales. Estas no suelen ser muy frecuentes.

 

DIAGNÓSTICO

Para poder diagnosticar que una persona ha sido contagiada con el virus se deben ejecutar pruebas serológicas, como por ejemplo la de inmunoadsorción enzimática (ELISA) que comprueba la existencia de anticuerpos que buscan proteger a nuestro organismo del virus. Sin embargo, sucede que para poder realizar de manera efectiva este examen hay que esperar entre 3 a 5 semanas desde que se presentaron los síntomas ya que el virus suele aislarse en nuestra sangre durante los primeros días.

 

TRATAMIENTO

Específicamente para esta enfermedad no existe ningún tratamiento ni vacuna; sin embargo, si se contrae la fiebre de chikungunya se pueden administrar  medicamenteos que ayuden a aliviar el resto de los síntomas como lo podría ser analgésicos, antiinflamatorios, antipiréticos…

 

PREVENCIÓN

Para poder prevenir contagiarnos con esta infección primero debemos evitar la exposición a los mosquitos debido a que estos insectos no sólo portan esta enfermedad sino muchas otras. Otra manera de prevenir es impedir que estos proliferen eliminando los depósitos de agua ya sean naturales o artificiales para impedir que existan criaderos.

También es importante el uso de insecticidas, mosquiteros, repelentes, vaporizadores, usar ropa que nos cubra y no deje piel expuesta, entre otros.

 

CONSEJOS

Aquí agregamos otros consejos que pueden ayudarte a mejorar los síntomas:

La fiebre: puede ser tratada con acetaminofénparacetamol. Recuerda consultar a tu médico antes de tomar cualquier medicamento. También podrías tomar baños de agua a temperatura ambiente.

Dolor articular: consultar a tu médico (y si es necesario a un reumatólogo) para que te recete algún antiinflamatorio. Puedes mejorar los dolores aplicando compresas calientes en las áreas afectadas, haciendo ejercicios aeróbicos o estirando y finalmente puedes recurrir a la acupresión para aliviar los dolores.

Tomar reposo: dormir como mínimo ocho horas y dormir la siesta si es necesario ya que el descanso es fundamental para la recuperación.

Hidratarse: es necesario beber abundante líquido (dos litros o más) para que así la fiebre no nos descompense.

Dolor de cabeza: para mejorarlo puedes masajear tu frente y cuero cabelludo y tomar paracetamol.







Comentarios
Comentarios en Facebook

Publicidad

Contenido relacionado









Más del autor







Ver más

Preguntas Relacionadas







Ayuda